Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Sectoriales
  4. Endesa y Urbaser anuncian la primera planta de reciclaje de baterías de la Península Ibérica

Endesa y Urbaser anuncian la primera planta de reciclaje de baterías de la Península Ibérica

Con una inversión de 13 millones de euros, los promotores del proyecto prevén que la planta esté operativa a finales de 2023, aunque la recogida de las baterías de los vehículos eléctricos comenzará antes, con el objetivo de que la factoría inicie su actividad a pleno rendimiento.

La primera planta de reciclaje de baterías de vehículos eléctricos de España y Portugal se instalará en Cubillos del Sil (León) y entrará en funcionamiento a finales de 2023. Así lo han anunciado Endesa y Urbaser, los dos promotores de este proyecto que cuenta con una inversión de 13 millones de euros.

La factoría nace al amparo del plan Futur-e de Endesa, a través del cual la energética busca paliar el cierre de la central térmica ubicada en la propia localidad leonesa. La nueva empresa conjunta se encargará de la gestión de la recogida de las baterías en toda la Península Ibérica, su almacenamiento temporal seguro y su transporte hasta la planta de Cubillos del Sil para su posterior tratamiento.

En estas instalaciones, las baterías que lo permitan serán acondicionadas para su reutilización. Las restantes serán descargadas eléctricamente, desmontadas y sometidas a un proceso de separación y trituración que permitirá reciclar diversos materiales, como plásticos, aluminio y cobre, así como el 'black-mass', que constituye la fracción rica en metales estratégicos, de gran valor en Europa, como son el cobalto y el níquel, ambos esenciales para la fabricación de nuevas baterías.

El papel de cada empresa

Según han anunciado desde Endesa y Urbaser, "el objetivo es iniciar cuanto antes las tareas de construcción, de modo que la planta pueda entrar en operación a finales de 2023. No obstante, se prevé iniciar la operación logística con antelación, por lo que la recogida, el transporte y el almacenamiento se adelantará para garantizar el volumen necesario que, en su momento, permita arrancar la planta a pleno rendimiento", aseguran.

La puesta en marcha de la planta de reciclaje generará 50 empleos directos, así como otros empleos indirectos aún por cuantificar. Además, se estima que su capacidad de tratamiento anual será de 8.000 toneladas de baterías procedentes de vehículos eléctricos.

Urbaser, que participará en esta iniciativa a través de Sertego, su filial de residuos industriales, es una compañía del ámbito de la gestión medioambiental presente en 25 países. En este proyecto se encargará de gestionar las 20 instalaciones de recogida desde las que se suministrarán las baterías a la planta de Cubillos del Sil.

Endesa, por su parte, además de liderar el proyecto aportará su experiencia y conocimientos sobre la movilidad eléctrica.

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados