Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
  1. Inicio
  2. Noticias
  3. Sectoriales
  4. La Xunta de Galicia multa a Endesa con 1,9 millones de euros
Sede de Endesa en Madrid.
Sede de Endesa en Madrid.

La Xunta de Galicia multa a Endesa con 1,9 millones de euros

El Gobierno regional acusa a la comercializadora de cometer varias infracciones muy graves en el vaciado de un embalse para producir electricidad, lo que provocó la contaminación del río Eume y el corte del suministro de agua potable a toda una comarca durante 11 días. Fuentes de la eléctrica han confirmado a este medio que recurrirán la sanción.

La Xunta de Galicia ha propuesto una sanción de casi 1,9 millones de euros a Endesa por contaminar las aguas del río Eume entre agosto y octubre del pasado año. El Ejecutivo gallego acusa a la comercializadora de cometer varias infracciones muy graves en el vaciado de un embalse para la producción de electricidad, lo que causó la contaminación del río con metales pesados.

Según la resolución de la Xunta, y tal y como se hace eco FACUA en su página web, la compañía modificó el régimen de explotación del pantano sin autorización administrativa, lo que provocó "una importante afección en forma de turbidez y color localizada en el río Eume a su paso por los términos municipales de Pontedeume y Monfero".

Esta situación obligó a cortar el suministro de agua potable durante once días a una comarca en la que viven alrededor de 25.000 personas y que triplica su población durante el periodo estival.

Ante esta situación, la Xunta reclama a Endesa 932.284 euros por los daños al dominio público hidráulico, a los que hay que sumar dos sanciones, de 600.000 y 350.000 euros cada una, por dos infracciones muy graves. La primera, desatender los requerimientos del Gobierno gallego, y la segunda, incumplir las condiciones del régimen de explotación.

El origen de la sanción

Según explica la Xunta, cuando la cuota del agua del embalse baja demasiado, los lodos tóxicos afloran y son arrastrados por el agua hacia el río en el vaciado de la presa. Por ello, el Gobierno gallego indica en su resolución que Endesa estaba obligada a mantener una cota mínima de 306 metros sobre el nivel del mar. Sin embargo, a partir de julio de 2020 comenzó a bajar la copta con aperturas continuadas de las compuertas.

El 8 de agosto, Aguas de Galicia, el organismo responsable de la materia dependiente de la Xunta, envió un requerimiento a la eléctrica para que cesara su actuación. Sin embargo, Endesa respondió tres días después que continuaría con el vaciado hasta los 283 metros.

Un día después del escrito de Endesa, un episodio de lluvias torrenciales (que alcanzaron los 84 litros por metro cuadrado en la zona) arrastraron los lodos tóxicos del embalse, provocando la contaminación del cauce del río Eume.

La reacción de Endesa

La comercializadora argumenta que los hechos se debieron "a una dinámica natural sobre la que han confluido circunstancias meteorológicas extraordinarias de carácter no previsible", pero la Xunta rechaza este razonamiento y lo achaca a que la bajada del nivel del embalse por debajo de las cotas mínimas puso al descubierto sedimentos acumulados durante tres décadas.

Fuentes de la eléctrica han confirmado a este medio que recurrirán la propuesta de sanción durante los quince días de plazo que tienen para hacerlo. "Hemos hecho lo que marca la regulación, si se produjo turbidez u otros problemas no fue ni por voluntad ni por intención de Endesa”, señalan estas mismas fuentes en conversación con 'C de Comunicación'.

Comentarios (0)

No hay comentarios escritos aquí
Haz tu comentario

Haz tu comentario

  1. Publicar comentario como invitado.
Archivos adjuntos (0 / 3)
Compartir su ubicación

Enlaces patrocinados