Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto
Hasta el momento ya se han realizado cerca de 23.400 auditorías energéticas.
Hasta el momento ya se han realizado cerca de 23.400 auditorías energéticas.

Aspectos a tener en cuenta para realizar una auditoría energética, tal y como exige la ley

Puesto que 2020 es el primer año en el que se debe realizar la renovación de las auditorías energéticas, TÜV Rheinland, aclara dudas sobre qué requisitos deben cumplir las empresas para pasar por decreto la auditoría.

Para la Unión Europea, la sostenibilidad se ha convertido en una de las prioridades a cumplir por los países miembros. De ahí que en España se aprobara en 2016 el Real Decreto 56/2016 para incorporar a nuestro ordenamiento jurídico la normativa europea, que estaba enfocada, según explicaba el Ministerio de Industria, "a impulsar el ahorro y la eficiencia energética, contribuyendo de manera decisiva a alcanzar los objetivos comunitarios".

Una de las medidas recogidas en el texto legal es la renovación de la auditoría energética, que se debe realizar cada cuatro años. Por ello, y dado que 2020 es la primera fecha de renovación, TÜV Rheinland, entidad de certificación a nivel mundial, hace un balance de este tipo de procedimiento y aclara las dudas sobre qué requisitos deben cumplir las empresas para pasar por decreto la auditoría.

¿Qué hay que saber?

Según el Real Decreto, están obligadas a someterse a una auditoría energética aquellas empresas o grupos de sociedades que no sean PYME, de más de 250 empleados o con un volumen de facturación mayor de 50 millones y un balance general mayor de 43 millones de euros, y presentar dicha auditoría a la administración correspondiente en un plazo de tres meses.

El examen de verificación se realiza sobre la actividad empresarial, independientemente del número de emplazamientos en los que se desarrolle dicha
actividad.

El objetivo de la misma es analizar al menos el 85 % del consumo total de energía final de la actividad y reducirlo, así como estudiar dónde y cómo se consume la energía, y establecer un plan de mejora para conseguir un ahorro energético.

Para llevarla a cabo, se puede implantar un sistema de gestión energética o ambiental, según la ISO 50001 o la ISO 14001, siempre que el sistema de gestión incluya una auditoría energética que cumpla los requisitos establecidos en el Real Decreto. "Esta opción está indicada para empresas con cultura de sistemas de gestión y que además quieran ofrecer una imagen de compromiso en la lucha contra el cambio climático", según concluye TÜV Rheinland, que, por otra parte, también plantea como opción contratar sus servicios como entidad independiente homologada.

Hasta el momento ya se han realizado cerca de 23.400 auditorías energéticas, de las cuales el 20 % pertenece al sector Industria, el 15 % a los establecimientos comerciales, el 5 % a la Construcción y el 60 % al resto de empresas de servicios.

Noticias relacionadas

Ultimátum a España para implantar normas de eficiencia energética y cumplir los objetivos 2020 Ultimátum a España para implantar normas de eficiencia energética y cumplir los objetivos 2020
La Comisión Europea ha dado un tirón de orejas a España, entre otros...
Siete de cada diez empresas de servicios energéticos utilizan tecnologías de iluminación Siete de cada diez empresas de servicios energéticos utilizan tecnologías de iluminación
La Asociación Nacional de Empresas de Servicios Energéticos (ANESE)...

Escribir un comentario

Enlaces patrocinados