Inicio / Movilidad eléctrica / Los fabricantes españoles de puntos de recarga facturaron 339 millones en 2023

Los fabricantes españoles de puntos de recarga facturaron 339 millones en 2023

Por Sara PortilloRedactora del Área de Material Eléctrico
Es uno de los datos extraídos del Anuario de la Movilidad Eléctrica 2023-2024 elaborado por AEDIVE y presentado este 20 de marzo en la sede del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, acto al que acudió este medio.

Los fabricantes españoles de puntos de recarga facturaron 339 millones de euros en 2023, lo que supone un incremento del 13 % con respecto al 2022. Así lo reflejan los datos del Anuario de Movilidad Eléctrica 2023-2024 elaborado por AEDIVE. El documento fue presentado ayer 20 de marzo por el director general de la asociación, Arturo Pérez de Lucia en el auditorio del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico en una cita a la que acudió el área de Material Eléctrico de C de Comunicación.

El trabajo, que se puede consultar online y descargar en la web de la asociación, recoge cifras que reflejan una evolución positiva en el sector en España, aunque también evidencian la necesidad de acelerar en pro de lograr los objetivos marcados por el PNIEC para 2030 (5.500.000 millones de unidades de vehículos eléctricos). Además, hay algunas previsiones que no se llegaron a cumplir.

Los fabricantes incrementaron en un 13 % su facturación

Cuando 2023 echó el cierre, los fabricantes españoles de infraestructuras de recarga para vehículos eléctricos lograron una facturación de 339 millones de euros. Esto implica un crecimiento del 13 % con respecto al 2022, donde la cifra de negocio fue de 300 millones.

En lo que refiere a la inversión media de la facturación dedicada a I+D, en 2023 sufrió una reducción. Mientras que en 2022 se destino el 24 % (cerca de 75 millones), en 2023 quedó en 70 millones (el 20’6 %).

Con respecto a la fabricación de puntos de recarga, los datos indican una disminución: en 2023 se produjeron 354.000 puntos (6.000 menos que el curso pasado). 294.000 unidades fueron exportadas. En este sentido, no se cumple la previsión que se marcó AEDIVE en 2022 de llegar a las 480.000 unidades en 2023.

La recarga pública de alta potencia creció en un 90 %

Otro de los datos reveladores es el de la infraestructura de recarga pública de alta potencia (+250kW), que creció en España un 90 % en 2023. En el caso de la de carga rápida (50 a 250 kW), el incremento es del 95 %. Se trata de la infraestructura que más demandan los usuarios de vehículo eléctrico, indican desde la asociación.

En 2023 el consumo eléctrico en la recarga fue de 640 GWh

La importancia que adquiere el vehículo eléctrico a nivel medioambiental y energético está en alza. Así lo indica otro de los datos significativos que se pueden extraer del informe: el consumo eléctrico en la recarga de vehículos eléctricos.

En este sentido, en 2023 el consumo fue de 640 GWh, de los que 92 GWh se consumieron en la recarga pública y el resto en vinculada. Es algo que equivale al consumo de 200.000 hogares al año, evitando unas emisiones de 500.000 toneladas de CO2.

8.777 puntos nuevos y aumento de la inversión

Los puntos de recarga públicos también crecieron en 2023, con 8.777 nuevos equipos instalados operativos. La inversión realizada es de unos 330 millones de euros, lo que implica un 50 % más con respecto al 2022, donde se invirtieron 220 millones.

Además, el ratio de uso medio de este tipo de equipos fue del 6’3 %. “El despliegue de infraestructuras de recarga públicas está muy por encima de las necesidades del parque de vehículos eléctricos actual”, apuntan desde AEDIVE.

Conclusiones y claves para 2024

A modo de conclusión, Arturo Pérez de Lucia indicó que el anuario “persigue no sólo ofrecer datos e información fehaciente y real sobre el estado de la movilidad eléctrica en España, sino también aportar un marco de conocimiento en torno a los contenidos de la edición, para las administraciones públicas, medios de comunicación y la sociedad en general”.

“Es necesario despolitizar la movilidad eléctrica e intensificar la colaboración público-privada”

Arturo Pérez de Lucia, director general de AEDIVE

El fin es “superar las barreras de desconocimiento y arrojar luz a temas que despiertan interés y preocupación en el ámbito del vehículo eléctrico y su ecosistema”, prosiguió.

Pese a que la movilidad eléctrica continúa su línea de crecimiento en el país, es “preciso acelerar su implementación para cumplir con los objeticos del PNIEC”. También es necesario despolitizar la movilidad eléctrica e intensificar la colaboración público-privada.

Esta colaboración es clave en España no sólo como eje de descarbonización, sino también como eficiencia energética para impulsar EERR, generación distribuida y almacenamiento energético.

Del 2024 al 2028, “viviremos un cambio tecnológico con avances extraordinarios en el diseño de baterías, que condicionará las autonomías y capacidades de los vehículos eléctricos del futuro, con mayores densidades energéticas y químicas ligadas al electrolito sólido y a otras alternativas al litio”, apuntó Pérez de Lucia.

Por último, agregó: “Llegará la recarga de megavatio, para dar respuesta también a los vehículos eléctricos pesados. Se impulsará la producción europea de vehículos más asequibles en precio y pequeños y también la fabricación aditiva, ya presente en la automoción”.

Notificar nuevos comentarios
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Scroll al inicio